Brand

7 tendencias de la moda: innovación y falsificaciones de producto

Las falsificaciones dañan la industria de la moda, pero están usando la innovación para combatirlas. Revelamos las últimas tendencias de consumo en nuestro research study.

34% de los compradores que han sido engañados y han adquirido falsificaciones de productos admite que dejarían de interactuar con las publicaciones en redes sociales de la marca oficial, mientras que el 32% dejaría de comprar productos de esa marca.

Se calcula que la industria de la moda tiene un valor de más de 1.78 billones de dólares, lo que representa un crecimiento del 14% desde el 2018. La innovación digital ha permitido que el e-commerce crezca de forma rápida, ya que los consumidores utilizan los canales digitales para comprar online. Pero ¿son conscientes de que estos mismos canales se utilizan para vender falsificaciones de productos online?

Compartimos 7 ejemplos que muestran cómo las marcas de moda están utilizando la innovación para adaptarse a los comportamientos del consumidor, y para combatir la amenaza de las falsificaciones de producto vendidas online. Además, revelamos las últimas tendencias de consumo que rodean a los productos falsificados dentro de la industria de la moda en nuestro research study.

1. El futuro sostenible de la moda

En los últimos tiempos, la sostenibilidad se ha convertido en un factor clave para las marcas de moda a medida que se conoce el daño causado al medio ambiente por la industria de la moda. La demanda de los consumidores por el llamado “fast fashion” les permite a los compradores mundiales mantenerse al día con las últimas tendencias, pero esto tiene un gran coste para el planeta. Con el aumento de la popularidad de las redes sociales y la desviación de las típicas cuatro estaciones, estamos comprando más prendas de ropa que nunca.

El Panel Intergubernamental sobre el Cambio Climático, IPCC en sus siglas en inglés, informó recientemente que la industria de la moda es responsable de hasta el 10% de las emisiones globales de dióxido de carbono, utilizando hasta 1,5 billones de litros de agua en el proceso (20% de las aguas residuales del mundo). De hecho, la industria textil es el segundo mayor contaminador del mundo después de la industria petrolera. A medida que la cantidad de ropa que compramos cada año continúa creciendo, también lo hace la cantidad de prendas que terminan en los vertederos. Debemos mencionar que el 15% de la tela hecha para producir ropa termina en los pisos de las fábricas y el 90% de la ropa donada a las tiendas de caridad no se vende.

A medida que los consumidores son más conscientes del problema, aumenta la demanda por ropa sostenible. Parece que el “fast fashion” está aquí para quedarse más, sin embargo, está aumentando el número de marcas de moda que está reconociendo el problema y disrumpiendo el modelo de negocio, utilizando formas innovadoras para crear productos sostenibles y respetuosos con el ambiente.

Las marcas alrededor del mundo están reconociendo el papel que deben desempeñar en un futuro sostenible. Marcas líderes de moda como Levi’s están comprometidas con la obtención de materiales más sostenibles, descubriendo nuevas maneras de utilizar menos agua en el proceso de producción, haciendo del mundo un lugar mejor para las futuras generaciones. Por su parte, Adidas es miembro fundador de Parley for the Oceans, iniciativa en la que trabaja con gobiernos y grupos ambientalistas para reducir el desperdicio que se acumula en los océanos. La gama de productos que producen incluye calzado y ropa deportiva, confeccionada con el plástico que las agrupaciones asociadas a Parley recolectan de los océanos.

Pero no son solo las grandes marcas las que están dando importancia al tema. Marcas como BATOKO, nacieron con la sostenibilidad como valor clave. Es una pequeña marca independiente de trajes de baño que lanzó su gama de ropa de baño alegando que son divertidos, favorecedores, cómodos y producidos en su totalidad con plásticos reciclados.

A pesar del compromiso demostrado por distintas marcas, este arduo trabajo se ve disminuido cuando los ciberdelincuentes roban su propiedad intelectual y venden artículos de moda falsificados a compradores desprevenidos. Analizamos el comportamiento del consumidor online y su relación con las falsificaciones de productos en nuestro exclusivo research study.  

Research study: Falsificaciones y tendencias online en la industria de la moda DESCARGAR

2. Fashion shows digitales

Los desafíos recientes que han restringido los traslados han ocasionado la cancelación de diversos eventos de moda alrededor del globo y han obligado a la industria a encontrar nuevas e innovadoras formas de llegar a su público objetivo. Como resultado hemos visto que algunas de las semanas de la moda más icónicas se han vuelto 100% digitales.

Un nuevo formato totalmente digital remplazará los shows físicos tradicionales en la Semana de la Moda de Londres, LFW por sus siglas en inglés. Vogue ha explicado que LFW ha influido en muchas empresas, no solo por la moda, sino por la influencia que tiene en la sociedad, la identidad y la cultura, por lo que será interesante ver cómo las empresas se adaptan a la nueva normalidad en relación con la sostenibilidad y la creatividad. Sin embargo, la Semana de la Moda de Londres no es la primera en tener un show totalmente digital. Tokio transmitió sus pasarelas online en marzo, Shanghái lo hizo en abril y Beijing en mayo 2020. La de Londres tampoco será la última en cambiar a un formato digital, ya que Milán hará lo mismo con una edición digital en julio.

Hasta el momento, el contenido reproducido en los eventos ha incluido showrooms virtuales, pasarelas digitales, lookbooks, entrevistas, detrás de cámaras, paneles de discusión y mucho más. La Semana de la Moda de China en Beijing, contó con la participación de más de 230 marcas de moda nacionales e internacionales de más de 15 países distintos. La web de ecommerce Secco, fue patrocinante oficial del evento y organizaron más de 100 transmisiones en directo y realizaron otros contenidos para YouTube, WeChat y Weibo después del evento.

Como resultado, este nuevo modelo podría cambiar la forma en que se organizan estos eventos, reduciendo nuestra huella de carbono, enfocándose en la sostenibilidad y haciendo un mejor uso de los recursos que las marcas de moda tienen a disposición. Ya se está hablando de la elaboración de un calendario de la moda para futuras pasarelas digitales.

A los diseñadores se les está permitiendo elegir sus propios temas, y como ya no están restringidos por un formato fijo, será emocionante ver que presentan con este nuevo enfoque creativo nunca visto.

3. Probadores virtuales

A medida que los consumidores de moda dependen cada vez más de los canales digitales para satisfacer todas sus necesidades de compra, las marcas de moda están encontrando formas innovadoras de deleitar a los compradores online. Los probadores virtuales ofrecen servicios tradicionales asociados a la tienda física en digital.

Mediante el uso de avatares tanto en los sitios web de la marca como en las aplicaciones móviles, los compradores pueden ingresar sus medidas, como la altura, el busto, el tamaño de la copa, la cintura, las caderas o el tamaño del calzado. Estos avatares se pueden personalizar aún más con la elección del color del cabello y el tono de la piel para lograr un aspecto muy similar al real. Una vez creado el avatar, los consumidores pueden probarse distintos artículos de moda desde la comodidad de sus hogares. Con recomendaciones de tallas utilizando mapas de calor, vídeos de pasarelas, y la capacidad de combinar distintos artículos para ver cómo se ven juntos para completar un atuendo. Además, los vídeos de pasarelas y las fotos de los atuendos se pueden compartir en redes sociales.

En nuestro exclusivo research study de moda, descubrimos que 1 de cada cinco consumidores cree que sus compras de ropa online aumentarán en el futuro cercano, mientras que un 9% adicional considera que en el futuro solo comprará ropa online (5%) o afirma que este ya es el caso (4%).

Muchas de estas tecnologías han existido durante años, sin embargo, a medida que se vuelven más sofisticadas y más proveedores brindan estos servicios, la experiencia de compra mejora. Esto está generando más tráfico online con mayores tasas de conversión que nunca antes.

Esta innovación se puede utilizar para diferenciar los sitios webs oficiales de las marcas de los rogue sites que promocionan y venden falsificaciones de productos online. La necesidad de ofrecer experiencias de compra únicas también es clara cuando consideramos que tres de cada cinco compradores han adquirido intencionalmente un artículo de moda falsificado online. Aunque es difícil competir con el precio de las falsificaciones de producto, estas innovaciones pueden utilizarse para atraer a los consumidores que de otro modo habrían optado por comprar falsificaciones por una fracción del precio.

4. Servicio y entrega

Una compañía de moda exitosa coloca el servicio al cliente en el centro de su negocio. Un enfoque multicanal puede ofrecer una excelente experiencia al cliente si se gestiona correctamente. Sin embargo, un informe de HubSpot indica que 80% de los consumidores dejarían de comprar una marca si experimentan un servicio al cliente deficiente.

Hoy en día, tener solo uno o dos canales de comunicación con el cliente no es suficiente, por lo que es necesaria una estrategia omni canal para satisfacer a los clientes. La combinación de las tecnologías más innovadoras en la web (chats en vivo, preguntas frecuentes), email, redes sociales, vídeo y dispositivos móviles, mejora el viaje del cliente, y a su vez, genera la repetición de la compra y reseñas positivas de los clientes.  

La inteligencia artificial también está siendo utilizada para proveer una nueva solución a las marcas de moda para comunicarse con los compradores nativos digitales. Las expectativas de una experiencia de compra fluida son más altas que nunca, y a medida que crece lo digital, la demanda de lo que alguna vez fue un lujo offline es ahora lo que se espera en digital.

Se puede acceder a los estilistas de chatbot a través de distintos dispositivos incluyendo móviles, tabletas y ordenadores. Estos actúan como una herramienta de ventas para las marcas de moda, y al mismo tiempo, ofrecen consejos a los consumidores que buscan el atuendo perfecto. Ofrecen orientación en relación con estilos, tallas, combinaciones y alternativas.

Estos chatbots a menudo se integran en el sitio web para asemejar a estilistas personales, ayudando a los compradores durante toda la experiencia de compra, desde la navegación en el sitio, hasta que se completa la compra. Están hechos para verse y sentirse como un verdadero vendedor.

Los chatbots permiten a las marcas de moda llegar a los consumidores que visitan su página web o app. Responden mensajes de forma instantánea, recogen información del cliente, ofrecen soporte y mejoran los ratios de conversación. Gracias a ellos aumenta la relación con los clientes y se reducen los costes operativos. Son económicos y fácilmente integrables con servicios de terceros, a la vez que proporcionan un método de comunicación divertido y atractivo para los clientes.

Los consumidores esperan una respuesta rápida a sus preguntas y dudas, lo mismo aplica cuando consideramos la entrega. Los servicios de entrega al día siguiente son ahora la regla, y en algunos casos, el mismo día o incluso la misma hora. De hecho, 31% de los encuestados de nuestro research study afirma que el servicio al cliente y la velocidad de la entrega son factores clave al comprar productos de moda originales online.

5. Más métodos de pago

Las opciones de pago que ofrecen las marcas de moda a sus clientes pueden ser determinante para las tasas de conversión. De hecho, un informe de Statista afirma que en 2019 la tasa global de abandono del carrito de compra online fue del 69,75%. Hoy en día los compradores esperan una pasarela de pago con múltiples opciones, que proporcione transacciones rápidas, seguras y sin problemas. Ahora esperamos ver nuestro método de pago preferido al momento del pago y tal es el descontento cuando no es ofrecido, que muchos simplemente abandonamos el carrito, lo que resulta en ventas perdidas.

Las opciones de pago como e-wallets, pagos móviles, tarjetas prepagadas y tarjetas de debito y crédito son solo algunos de los métodos de pago que esperamos ver al momento de finalizar la compra en 2020. Además es importante que las marcas globales tengan en cuenta que la forma en que pagamos varía significativamente dependiendo del país y la región.

Si se abandonan los carritos, hay formas de recuperar algunas de estas pérdidas y aumentar las tasas de conversión. Enviar un recordatorio puede hacer que los compradores regresen y completen la transacción. A través de ventas emergentes de salida, email, push o incluso retargeting, un simple mensaje puede desencadenar una venta y aumentar los ingresos.

Los métodos de pago son de gran importancia para los compradores de moda online, pero también lo es el precio. Descubrimos que el precio es el segundo factor más importante a la hora de elegir qué artículo de moda original comprar online.

Los factores más importantes para los consumidores al comprar productos de moda online. Research Study sobre falsificaciones de productos de moda

De aquellos que han comprado falsificaciones de producto de forma intencional, 58% podría convencerse de comprar el artículo original si los precios fueran más bajos (30,66%), o si hubiera más promociones y descuentos (27,83%).

6. Marketplaces y la lucha contra las falsificaciones de productos

Más del 50% de las ventas globales de ecommerce se realizaron a través de marketplaces en 2019, una cifra que se espera aumente en los próximos años. Quizás esto sea menos sorprendente si consideramos que existen más de 150 marketplaces en el mundo hoy en día. Las marcas de moda, de distintos tamaños, dependen de las ventas que generan a través de estas plataformas, sin embargo, es necesario actuar con cautela. 

Descubrimos que el 78% de los encuestados en nuestro research study han comprado prendas de vestir o accesorios de moda en marketplaces. Además, el 52% considera que si un artículo de moda se vende en un marketplace debe ser genuino, lo que explica por qué dos tercios han comprado involuntariamente un artículo de moda falsificado online.

Los principales marketplaces han sido ampliamente criticados por su papel en la lucha contra las falsificaciones de producto online y esto llevó a muchos a admitir que tienen problemas para controlarlas. La gran cantidad de vendedores y productos hace que sea un gran desafío, especialmente si consideramos los métodos que utilizan los ciberdelincuentes para evitar ser detectados. Vemos entonces que es responsabilidad de las marcas de moda darle importancia al tema y utilizar la tecnología disponible para proteger a los consumidores, la reputación de sus marcas y sus ventas online.

7. Bloggers, vloggers y contenido inspiracional

Las compañías de moda utilizan influencers como bloggers y vloggers para atraer a sus seguidores y llegar a nuevas audiencias mientras generan publicidad para sus productos. A medida que la industria de la moda se adapta a la revolución digital, el poder de los canales sociales como blogs, Instragram, Facebook, Pinterest y YouTube se hace evidente.

Las mayores influencers de moda tienen millones de seguidores, y con un simple post, imagen o vídeo pueden crear expectativa alrededor de un producto o una marca, como resultado crean conocimiento de marca y grandes picos de ventas. Algunos de los contenidos que comparten incluyen compras en vídeo, guías de estilo, unboxing, lookbooks, tutoriales, hauls, upcycling y piezas de estilo de vida.

Pero los consumidores son cautelosos a medida que aumenta la oferta de falsificaciones y abusos de marca en las redes sociales. Descubrimos que 37,8% de los encuestados cree que si un artículo de moda es ofertado en redes sociales debe ser genuino, lo que aumenta el riesgo de adquirir involuntariamente falsificaciones.  

34% de los compradores que han sido engañados y han adquirido falsificaciones de productos admite que dejarían de interactuar con las publicaciones en redes sociales de la marca oficial, mientras que el 32% dejaría de comprar productos de esa marca. De hecho, solo el 6% de los encuestados reportó que esto no cambiaría su relación con la marca original.

Al utilizar a reconocidas influencers, bloggers y vloggers, las marcas de moda pueden restablecer la confianza y ganar cuota de mercado en una industria altamente competitiva. Sin embargo, la necesidad de hacer de la protección de marca una parte fundamental de su estrategia de negocio es elemental a medida que la industria de la moda sigue creciendo online, atrayendo a los cibercriminales que utilizan las mismas plataformas y aplican métodos sofisticados para engañar a compradores desprevenidos.

¿Quieres saber más sobre el comportamiento del consumidor online?

Descarga ahora nuestro research study de moda, con acceso a todos los hallazgos.